Tomates cherry confitados

el
«Habiendo tomates y huevos, sin comer no quedaremos»

La receta que hoy comparto son unos deliciosos tomates cherry, (regalo de mi hermana) son super sencillos de hacer y una vez los pruebes, ya no podrás resistir tener siempre un bote de tomates confitados en casa, aunque llevan su tiempo de confitado, es una receta que prácticamente se hace sola.

Son ideales como guarnición para todo tipo de platos, carnes  o pescados, para la pasta y también como aperitivo o entrante. El aceite resultante del confitado es una delicia que tampoco se puede perder, en tostas queda riquísimo, ya sean solas o acompañadas de unas anchoas, unos filetes de atún,  con tomate o  para aliñar ensaladas.

Ingredientes:

  • 1 kg. de tomates cherry
  • 5 cucharadas de aceite de oliva
  • 2 cucharadas de vinagre balsámico
  • 3 cucharadas de azúcar moreno
  • 1 cabeza de ajos
  • Tomillo fresco
  • Romero fresco
  • Sal

Elaboración:

Precalentar el horno a 170 grados con calor arriba y abajo.

Lavar los tomates y colocar en la fuente del horno, poner  sal, los dientes de ajo chafados, (reservar 3-4 dientes), el aceite, vinagre, azúcar moreno, y la hierbas tomillo (he puesto seco porque no tenía fresco) y el romero.

Meter al horno durante 45-60 minutos, ir controlando y mover con cuidado para que no se rompan. Los he tenido 55 minutos.

Dejar enfriar y meter en botes de cristal con tapa y  esterilizados, añadir un diente de ajo crudo (no usar los asados), y una ramita de romero, cubrir de aceite de oliva crudo, tapar y guardar en la nevera o en un sitio fresco.

SER FELICES.

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.