Pollo al ajillo

whatsapp-image-2017-02-17-at-21-25-20-1
“El que se pica, ajos come”

Existen diversas variedades de ajos. Sin embargo, quién se lleva la palma de popularidad es el ajo blanco.

La planta tiene una raíz bulbosa que se denomina “cabeza” y esta compuesta por entre 6 y 12 bulbitos, llamados “dientes”.

Es de la familia de las liliáceas y originario de Asia Central, su cultivo se extendió rápidamente por todo el mundo. Algunos textos antiguos indican que 3.000 años a C., el ajo ya era consumido en India y en Egipto.

El pollo al ajillo, es un clásico dentro de nuestra gastronomía, en casa nos encanta, porque ademas nos gustan mucho los ajos fritos.

Un plato fácil, rápido y económico, que no debe faltar en nuestro repertorio culinario.

Ingredientes para 4 personas:

  • 1 pollo cortado a trozos pequeños.
  • 12 dientes de ajo.
  • Aceite de oliva.
  • Sal.
  • Pimienta.

Elaboración:

Poner sal y pimienta al pollo.

Chafar los dientes de ajo dejándolos con la piel.

Poner aceite en una sartén y cuando este caliente añadir el pollo y los ajos, todo a la vez, freír a fuego medio, dando la vuelta los trozos de pollo y a los ajos, hasta que este todo frito y dorado, retirar a una fuente,  y seguir friendo el pollo restante de igual manera.

Queda muy rico  y sabroso,  y acompañado de una buena ensalada ni te cuento!

IMG_3636

 

Deja un comentario