Quiche de pollo y champiñones

 

«Con tontos, ni a coger hongos»

La receta que hoy comparto es una quiche de pollo y champiñones deliciosa.  En casa nos gustan mucho  este tipo de pasteles, es un juego de texturas y sabores muy interesante, que además nos permite experimentar con las cosas que más nos gusten, o aprovechar restos de otros platos, como el  de hoy que lleva sobras de pollo asado a l’ast. Lo único que siempre es fijo es la mezcla líquida. Los tropezones pueden ser las combinaciones que más nos gusten.

También hoy lleva una lámina de hojaldre en lugar de masa brisa o quebrada, porque es la que tenía en la nevera y estaba a punto de caducar…

Ingredientes:

  • 1 lámina de hojaldre
  • 250 gramos de champiñones en láminas
  • 200 gramos de pollo asado
  • 4 huevos
  • Tomates cherry confitados
  • 200 ml de nata líquida para cocinar
  • 60 gramos de queso mozzarella rallado
  • Aceite de oliva
  • Sal
  • Pimienta

Elaboración:

Precalentar el horno a 200 grados y calor arriba y abajo.

Extender la masa en un molde redondo, dejando el papel que lleva, pinchar todo el fondo y las paredes con un tenedor para evitar que suba. Reservar.

Poner aceite en una sartén y cocinar los champiñones laminados, escurrir y reservar.

Picar el pollo asado en trocitos y reservar.

Batir los huevos en un bol con sal y pimienta, añadir la nata líquida y mezclar, agregar el pollo, los champiñones, 5 – 6 tomates cherry confitados y el queso rallado, mezclar bien.

Volcar sobre la masa de hojaldre y meter en el horno durante 45-50 minutos, hasta que se cuaje. Sacar y dejar templar a temperatura ambiente.

Desmoldar y adornar con unos tomates cherry y lista una deliciosa y sencilla quiche de pollo y champiñones que os va a encantar.

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.